Alvar Aalto

Alvar Aalto fue uno de los arquitectos más originales y creativos del siglo XX. Nació en Kuortane (Finlandia); era hijo de un ingeniero de montes y estudió arquitectura en la Universidad Politécnica de Helsinki. En 1927 ganó un concurso con el proyecto de una biblioteca en Viipuri.Su segunda gran obra de su primer período (el período blanco) fue el Sanatorio Paimio (1929-33) edificio de hormigón reforzado de estilo internacional, para el que diseñó también el mobiliario (muebles de madera contrachapada, utilizados por primera vez en ésta oportunidad). La obra de Aalto destaca por mostrar una gran sensibilidad hacia los materiales naturales, especialmente la madera, que predomina en los pabellones finlandeses de la Exposición de París (1937). Se aproximó de forma casi instintiva a la creación de formas, lo que evitó que su obra cayera en los clichés arquitectónicos de la época. Aalto consiguió integrar su arquitectura en el paisaje circundante y en la tradición arquitectónica local.
Después de la Segunda Guerra Mundial empezó a construir edificios de ladrillo rojo y madera. Un bello ejemplo del llamado período “rojo” es el Centro Cívico de Säynätsalo (1950-52).

Centro Cívico de Säynätsalo

A principios de los años 50 empezó a trabajar en serio en la reforma urbanística de Helsinki. Entre sus proyectos estaba la Escuela Politécncia de Otaniemi (que se empezó a construir en 1955) y el Centro Cultural (1955-58). El edificio principal del Instituto de Tecnología de Otaniemi (construído entre 1961 y 1964) y la Casa de Finlandia en Helsinki se pueden considerar entre sus obras principales.

Escuela politecnica Otaniemi

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *