Diseñador urbano: una nueva profesión

El diseño urbano es una de las profesiones más recientes. La etiqueta diseño urbano tiene poco más de 25 años. Mucho de lo que los diseñadores urbanos hacen (dar forma a las ciudades en las que vivimos) fue realizado por profesionales diversos antes, pero el trabajo era visto desde la óptica de otras profesiones. Arquitectos y urbanistas solían discutir sobre el rol de sus profesiones.
Los arquitectos acusarían a los urbanistas de interferir con los aspectos estéticos de los que no estaban calificados para juzgar.
Los urbanistas acusarían a los arquitectos de diseñar edificios como objetos con poco esfuerzo para tener en cuenta su contexto o el impacto en el entorno.
En 1978 algunos arquitectos y urbanistas llamaron a una tregua.

“Tenemos algo en común” dijeron. Todos estamos en el negocio de hacer lugares. Esa debe ser la base de nuestro trabajo juntos”.

diseño urbanoEn diversos estudios de Estados Unidos y Reino Unido, arquitectos, urbanistas, paisajistas, ingenieros, artistas públicos y una serie de profesionales declararon su compromiso con el diseño urbano. Su misión era cambiar la forma en que se forma el medio ambiente.
Argumentaron que los arquitectos deben preocuparse por el lugar y no sólo del diseño del edificio para satisfacer las demandas de un cliente. Los urbanistas deben preocuparse, no sólo con el uso de la tierra, sino de su desarrollo. La arquitectura del paisaje debe participar en el análisis y la comprensión de los sitios en el inicio del proceso de planificación y diseño, en lugar de comenzar a trabajar en una etapa tardía para disfrazar edificios feos con algunas plantas.
Los ingenieros de caminos deben utilizar sus habilidades para hacer lugares agradables para estar y caminar, más que centrarse exclusivamente en mantener el tráfico en movimiento.
Veinticinco años más tarde, el diseño urbano es una actividad profesional de primer nivel, la que los gobiernos nacionales, provinciales y comunidades locales valoran a lo grande.
Pero el urbanismo no se ha convertido en una nueva profesión en algún lugar entre la arquitectura y alguna otra disciplina. El diseño urbano es más que eso: es un conjunto de habilidades, un estado de ánimo y una manera de pensar.

Algunos diseñadores urbanos tienen experiencia en la planificación, algunos en arquitectura o en arquitectura del paisaje, algunos en geografía, ingeniería o economía, y muchos en más de un campo.

Los diseñadores urbanos no tienen un conjunto estándar de competencias que, una vez aprendidas, se pueden aplicar mecánicamente para siempre. El mejor diseño urbano implica trabajar en equipo con un grupos de profesionales con una amplia gama de habilidades complementarias, y con los no profesionales que tienen su propio conocimiento y experiencia. Los diseñadores urbanos aprenden nuevas habilidades y aptitudes de cada proyecto.