El Canal de Panamá

La longitud del Canal de Panamá es de aproximadamente 51 millas. Un viaje a lo largo del canal desde su entrada atlántica le tomaría a través de un canal dragado de 7 millas en la bahía de Limón.
El canal pasa entonces por una distancia de 11,5 km a las esclusas de Gatún. Esta serie de tres compuertas levantan los barcos 26 metros a lo largo del lago Gatún, el punto más alto del canal. Se continúa hacia el sur a través de un canal en el lago Gatún durante 32 millas hasta Gamboa, donde comienza el Corte Culebra.

panama_canal_mapEste canal a través del corte es de 8 kilómetros de largo y 150 metros de ancho. Al final de este corte están las esclusas de Pedro Miguel. El esclusas de Pedro Miguel barcos inferiores 9,4 metros a un lago que luego le llevará a las esclusas de Miraflores, la parte más baja, 16 metros a nivel del mar.

Historia de la construcción

El Canal de Panamá se construyó en dos etapas. La primera entre 1881 y 1888 , siendo el trabajo llevado a cabo por la compañía francesa dirigida por de Lessop y en segundo lugar el trabajo de los americanos que finalmente terminó la construcción de canales entre 1904 y 1914.
El contrato para la construcción de canales, se firmó el 12 de marzo de 188, por 512 millones de francos franceses, pero el contrato estaba condicionado , en el sentido que no iba a ser vinculante hasta que habían transcurrido dos años.

Trabajadores españoles en 1913 en el canal de Panamá.

Trabajadores españoles en 1913 en el canal de Panamá.

Durante 1882 se inició la excavación del Corte Culebra, pero debido a la falta de organización no había pistas disponibles para retirar los despojos que las excavadoras estaban produciendo. Dado que el trabajo avanzaba, la preocupación de los deslizamientos de tierra y las medidas para evitarlos se convirtieron en una preocupación importante.
En 1883 se dieron cuenta de que había un rango de marea de 20 pies en el Pacífico, mientras que el rango del Atlántico era solamente cerca de 1 pie. Se concluyó que esta diferencia en los niveles sería un peligro para la navegación. Se propuso construir un bloqueo para las mareas en Panamá para preservar el nivel de allí a Colón. Este plan ahorraría unos 10 millones de metros cúbicos de excavación.
La empresa francesa comenzó a correr dificultades financieras durante 1885 y el proyecto estuvo a punto de fracasar por falta de dinero. Los rumores de estas dificultades provocaron un creciente interés del gobierno estadounidense.
Un informe realizado por los americanos en 1886 señaló que la vivienda para la fuerza laboral estaba en construcción y una gran cantidad de plantas estaban disponible. Desafortunadamente las instalaciones necesarias para la construcción del canal eran es escasa, había muy pocas las dragas, las excavadoras francesas eran demasiado livianas y eran detenidas por grandes rocas y el exceso de trabajo se estaba haciendo en forma manual. La rotación de trabajadores era inmensa, porque los hombres querían volver a casa para gastar los ahorros que habían acumulado y debido a la inadecuada atención médica disponible.
Se dieron cuenta de que la solución a todos los problemas hasta ese momento, era que la construcción de un canal con esclusas de alto nivel reduciría el enorme volumen de excavación y así evitar los deslizamientos de tierra.
La renuncia al proyecto en esta fase causaría la ruina financiera para todos los inversores y un duro golpe a los franceses. Se sugirió que el plan original debía ser modificado y se debería emplear un sistema de bloqueo.
Finalmente en 1899 el intento de Francia de construcción del Canal de Panamá fue un fracaso. Sin embargo, habían excavado un total de 59,75 millones de metros cúbicos que incluían 14.255 millones de metros cúbicos del Corte Culebra. Esto redujo el pico de 102 metros. El valor de los trabajos realizados por los franceses fue de aproximadamente $ 25 millones. Cuando los franceses se fueron, dejaron atrás una cantidad considerable de viviendas, maquinaria y un hospital. Las razones detrás del fracaso francés para completar el proyecto se debieron a la enfermedad que provocan los mosquitos y a lo inadecuado de su maquinaria.

El problemático Corte Culebra luego de un derrumbe que ha cubierto las vías de tren con escombros.

El problemático Corte Culebra luego de un derrumbe que ha cubierto las vías de tren con escombros.

La construcción del canal se reanudó por los norteamericanos en 1904. El primer paso en la agenda fue mejorar el nivel de vida de los trabajadores y asegurarles que la mala salud sería una cosa del pasado.
La primera pala excavadora de vapor estadounidense comenzó a trabajar en el corte Culebra el 11 de noviembre de 1904. En diciembre de 1905 había 2.600 hombres trabajando en el corte Culebra.
Apartaderos y vías para los vagones de escombros habían sido despedidos , el dragado en el Atlántico y partes del Pacífico del Canal se están llevando a cabo y se había iniciado un estudio de la zona para construir una presa más grande a lo largo del canal.
No fue hasta junio de 1906 se decidió sobre el tipo de canal. Iba a ser un canal de esclusas. Esto permitiría a los ríos Chagres para formar un lago.

Bucyrus en el canal de Panamá.

Bucyrus en el canal de Panamá.

La excavación del pico en el corte Culebra superó 512.500 metros cúbicos de material en los tres primeros meses de 1907 y de la mano de obra total excedió los 39.000 trabajadores. La roca fue disuelta por la dinamita, de los cuales se utilizaron hasta 4.535 toneladas cada año.
La planta que se utiliza en el corte Culebra incluyó más de 100 palas de vapor Bucyrus cada una capaz de excavar aproximadamente 920 metros cúbicos en una jornada de ocho horas, a continuación se muestra una imagen de una pala mecánica típica.
Más de 4.000 vagones fueron utilizados para la eliminación del material excavado. Cada vagón era capaz de transportar 15 metros cúbicos de material. Estos carros fueron arrastrados por 160 locomotoras y descargadas por 30 descargadores Lidgerwood.

excavadoras a vapor Bucyrus
Las esclusas

A lo largo de la ruta del canal hay una serie de 3 juegos de esclusas: Gatún, Pedro Miguel y las esclusas de Miraflores.
En Gatún hay 2 conjuntos paralelos de esclusas cada uno formado por 3 vuelos. Este juego de esclusas se hizo para levantar barcos de un total de 26 metros. Las esclusas se construyeron a partir de concreto que se originó a partir de la roca excavada en Culebra. La roca excavada se rompió y después se utilizó como agregado. El exceso de 1,53 millones de metros cúbicos de hormigón se utilizó en la construcción de las esclusas de Gatún exclusivamente.

Barco cruzando las esclusas de Miraflores en el Canal de Panamá (1a fase)

Barco cruzando las esclusas de Miraflores en el Canal de Panamá (1a fase)

Inicialmente, las esclusas de Gatún habían sido diseñadas de 28,5 metros de ancho. En 1908 la Marina de los Estados Unidos pidió que las esclusas tuviesen una anchura de al menos 36 metros. Esto permitiría el paso de buques de guerra de Estados Unidos. Cada compuerta es de 300 metros de largo con las paredes que van en espesor de 15 metros en la base a 3 metros en la parte superior. La pared central entre las esclusas paralelas en Gatún tiene un espesor de 18 metros y se encuentra en más de 24 metros de altura. Las compuertas de las esclusas son de acero y mide un promedio de 2 metros de espesor, 19,5 metros de longitud y se paran a 20 metros de altura.
Cuando el coronel Geothals el diseñador estadounidense del Canal de Panamá visitó el Canal de Kiel en 1912 se le dijo al canal debería haber sido construido de 36 metros de ancho, pero para ese entonces ya era demasiado tarde.
El conjunto más pequeño de bloqueos a lo largo del Canal de Panamá están en Pedro Miguel y tienen un vuelo para subir o bajar los barcos de 10 metros. Las esclusas de Miraflores tienen dos vuelos con un ascensor combinado o decente de 16,5 metros.
Tanto el solo vuelo de esclusas de Pedro Miguel y los gemelos vuelos en Miraflores se construyen y operan en un método similar al de las esclusas de Gatún, pero con diferentes dimensiones.

esclusas de gatun

Esclusas de Gatún

Las Presas

Muchos aspectos de ingeniería del Canal de Panamá señalan la preocupación por la protección del medio ambiente y los recursos naturales.

Exclusa superior durante la construcción del Canal de Panamá.

Exclusa superior durante la construcción del Canal de Panamá.

A medida que se estaban llevando a cabo las excavaciones, se produjo una enorme cantidad de exceso de tierra. Los franceses inicialmente tiraron los excesos a un valle adyacente donde la tierra fue abandonada y se dejó acumular. Esto en sí causó muchos problemas durante la temporada de lluvias y fue la causa de muchos de las derrumbes.
Cuando los estadounidenses comenzaron a trabajar en el canal, los ingenieros decidieron volver a utilizar este terreno para la construcción de la represa de Gatún. Esta presa contuvo el agua del río Chagres y creando así el lago Gatún. A medida que pasaba el tiempo, la tierra seguirá para resolver de este modo, el aumento de la fuerza de la presa.
El dique es de 1,5 kilómetros de longitud y es casi 0,5 millas de ancho en su base. La construcción de la represa implicó construir 2 paredes a lo largo de su longitud usando la roca excavada del corte Culebra. A continuación, el espacio entre estas 2 paredes fue construido con arcilla impermeable. Esta arcilla se seca y se endurece en una masa sólida casi igual a la de hormigón en sus propiedades de resistencia al agua gradualmente . Esta represa contiene 16,9 millones de metros cúbicos de roca y arcilla , lo que equivale también una décima parte de toda la excavación del canal .
Las presas en Pedro Miguel y Miraflores son pequeñas en comparación con las de Gatún . Sus fundamentos están en roca sólida y se someten a una columna de agua de 12 metros , mientras que la represa de Gatún se somete a una cabeza 24 metros .
La presa en Pedro Miguel es una presa de tierra de aproximadamente 300 metros de longitud con un tabique de bloque de hormigón.
En Miraflores hay dos presas que forman un pequeño lago con una superficie de unos 2 kilómetros cuadrados. Una de las presas se construye de la tierra y es de 210 metros de longitud. La segunda de las represas en Miraflores se encuentra a 150 metros de largo y está hecha de concreto.