Basílica de San Pedro. Arquitectura

Historia

La Basílica de San Pedro se ubica justo arriba donde el apóstol Pedro, considerado el primer Papa de la historia, fue crucificado e incinerado. La tumba de San Pedro, está debajo del altar mayor.
Fue fundada por Constantino en 324 y reconstruida en el siglo XVI por los maestros del Renacimiento como Bramante, Miguel Angel y Bernini. En lugar donde se construyó la Basilica, era un circo y un cementerio romanos donde fue martirizado y muerto Pedro, perseguido por los romanos. Una pequeña tumba se hallaba en el lugar y comenzaron a visitarla los primeros cristianos. Fue entonces cuando el emperador Constantino decidió construir una Basílica en su honor.
A mediados del siglo XVI el Papa Nicolas V le encargó al arquiteco Bernardo Rossellino la reconstrucción de la Basílica de San Pedro. Poco tiempo después el proyecto fue abandonado. A finales del siglo XVI el Papa Sixto IV comenzó a construir la Capilla Sixtina a su lado.
La construcción del edificio actual (o la Nueva Basílica) comenzó de la mano del Papa Julio II en 1506 y se finalizó en 1615 bajo el papado de Pablo V. Donato Bramante fue el primer arquitecto en jefe. Muchos artistas famosos trabajaron en la Fábrica de San Pedro. Miguel Angel diseñó la cúpula y Bernini la gran Plaza de San Pedro.

Arquitectura

La nave mide 218 metros de largo. La cúpula de la Basílica de San pedro es la más grande del mundo y mide 42 m de diámetro y 138 m de alto. El interior cuenta con 45 altares. La fachada principal mide 114 metros de ancho y 47 metros de alto. Tiene una superficie de 21.477 metros cuadrados cubiertos.

La Basílica de San Pedro posee una capacidad de 20.000 fieles. Mide unos 190 metros de largo, el ancho de las tres naves es de 58 metros, la nave central tiene 45,50 metros de altura, hasta la cima de la bóveda, la cúpula alcanza unos 136 metros de altura hasta la cruz; el interior, caracterizado por grandiosas decoraciones en mosaico, constituye el precioso joyero que custodia algunas de las más célebres obras de arte del mundo, como el Baldaquino de Bernini y la estatua de la Piedad de Miguel Ángel.

La cúpula

La cúpula o domo fue diseñada por Miguel Angel cuando se convirtió en arquitecto en jefe en 1546. Entre 1585 y 1590, unos 20 años después de la muerte de Miguel Angel, el arquitecto Giacomo della Porta, con la ayuda de uno de los ingenieros más importantes de la época, Domenico Fontana, finalizó la construcción de la cúpula. Cabe destacar que Miguel Angel no diseñó la cúpula como un hemisferio sino como una parábola.  La cúpula se eleva a 132.50 m sobre el nivel del piso, tiene una circunferencia de 92 m y la inscripción que se ve como un cinto en la base de la cúpula reza: “Tu eres Pedro, y sobre esta Roca edificaré mi Iglesia, y te daré las llaves del cielo”; las letras miden 2 metros de altura.

El Baldaquino

El Baldaquino se erige impetuoso sobre la tumba de Pedro. Es un mega altar formado por cuatro columnas retorcidas estilo salomónico.
El Papa Urbano VIII fomentó a Bernini por su gusto por las bella artes.
Cuando Bernini se quedó sin metal  para su obra el Papa Urbano le dió persona para llevar a roma todo el bronce del Partenón.
El Baldaquino comenzó a construirse en 1624 y tardó 10 años para terminarse. Tiene 29 metros de altura con un porte barroco sin igual.
Hecho de mármol veteado, bronce  y estuco dorado. Rematado por cuatro brazos que se curvan hacia lo alto y hacia el interior, rematados a su vez  por una esfera y una cruz.
La línea predominante, la curva, típicamente barroca que pone tan de moda Bernini en toda Europa al repetir la forma helicoidal de las columnas del casi legendario Templo de Salomón descrito en las Sagradas Escrituras.

1 comment for “Basílica de San Pedro. Arquitectura

  1. Miguel angel Garcia burgueño
    30/04/2017 at 11:40 PM

    La historia en todos sus conceptos es algo maravilloso.

Deja un comentario